dilluns, 11 de juny de 2012

El dia que perdimos el respeto a los céntimos de euro

Cuando iniciamos el uso a la nueva moneda, los que nunca habiamos vivido con céntimos, sentimos pánico para las cuentas y las devoluciones.
 Todos los distribuidores en los primeros meses ajustaron los precios sin aumento en referencia a nuestra histórica peseta.

Recuerdo un comentario de una camarera dos dias antes del cambio:
  ¿ y ahora que nos daran de propina unos céntimos? 
Ese comentario lo llevo clavado en la memoria, ya que si aún no entraba en vigor el cambio y ya se despreciaba el céntimo a donde ibamos a llegar.

El día que todos perdimos ese respeto al valor del céntimo,¿cuando se realizó?.
 Pude observar dia a dia, mes a mes como todos somos culpables a esa creación de desprecio. Los más jovenes se niegan a llevar céntimos encima. Son capaces de dejar los en cualquier lugar y no aceptar el cámbio. 
  No gracias!
 Viendo esta respuesta todos los comercios fueron sumando esta negación al cambio de los céntimos aumentando los precios sin vergüenza :
  Total si no quieren los céntimos lo subimos y listo!
  Los distribuidores: Ah pues si lo suben redondeamos al alza  y listo!
  Los Bancos : pues subimos intereses y listo!
  Las empresas : ah para que subir sueldos ! si no protestan !

Cuando salimos a los paises vecinos la comodidad que nos ofrece la misma moneda nos ha equiparado en "pretendida igualdad" más lejos de la realidad ya que nuestro salario siempre ha sido mas bajo. Y para ser menos igualitarios la paridad o equivalencia de los mismos ya no son iguales en las distintas autonomias. Esto nunca lo he entendido si dicen que todos " debemos sentirnos españoles, porque no somos iguales en deberes y derechos?"
 Pues bien mi disertación de hoy es ese sentimiento que nuestra falta de respeto al céntimo nos ha hecho más pobres y deseo que vuelva a ser útil ya que se ha olvidado que 1.000 pesetas son 6,01 euros . ¿Tiramos el céntimo?
  
   Todos somos culpables!